20 empresas son responsables de un tercio de las emisiones mundiales de CO2 (12 de ellas son públicas)

Spread the love
El 35% de las emisiones mundiales de CO2 a la atmósfera esresponsabilidad de 20 empresas.
Así lo revela un análisis de Richard Heede, del Climate Accountability Institute (Instituto de Responsabilidad Climática) de Estados Unidos, principal autoridad mundial sobre el papel que juega el petróleo en la creciente emergencia climática. El instituto evalúa lo que las compañías han extraído del suelo y las posteriores emisiones de dichos combustibles fósiles desde 1965.
La elección de esa fecha no es casual: se trata del año en el que los expertos consideran que el impacto ambiental de los combustibles fósiles era conocido tanto por los líderes de la industria como por los políticos. Desde ese año, las 20 compañías que lideran la lista han enviado 480,19 billones de toneladas de emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera, según recoge The Guardian.
Entre las compañías identificadas se cuentan empresas de capital privado como Chevron, Exxon, BP y Shell, y firmas de propiedad estatal como Saudi Aramco o Gazprom. Chevron es la compañía de propiedad privada que más contamina, seguida de cerca por Exxon, BP y Shell. Estos cuatro negocios están detrás de más del 10% de las emisiones de carbono desde 1965.
Doce de las 20 empresas más contaminadas son de titularidad pública, lo que choca frontalmente con el giro hacia políticas que limitan el número de emisiones de dióxido de carbono. El principal contaminador de propiedad estatal es Saudi Aramco, que ha producido el 4,38% del total mundial por sí misma.
En declaraciones de a The Guardian, el científico y autoridad mundial en clima Michael Mann ha instado a los políticos a tomar medidas urgentes en las próximas conversaciones sobre el clima en Chile el próximo diciembre.

“La gran tragedia de la crisis climática es que siete mil quinientos millones de personas deben pagar el precio, en forma de un planeta degradado, para que un par de docenas de intereses contaminantes puedan continuar obteniendo ganancias récord. Es un gran fracaso moral de nuestro sistema político que hayamos permitido que esto suceda”.

El análisis apunta que el 90% de las emisiones atribuidas a las 20 empresas más contaminantes provienen del uso de sus productos, como gasolina, combustible para aviones, gas natural y carbón térmico. Una décima parte proviene de la extracción, refinación y entrega de dichos combustibles.
Según otra investigación publicada en 2017 por Peter Frumhoff en la Union of Concerned Scientists, las emisiones de CO2 y metano de los 90 mayores productores de carbón industrial fueron responsables de casi la mitad del aumento de la temperatura lobal y cerca de un tercio del aumento del nivel del mar entre 1880 y 2010.
“Estas compañías y sus productos son sustancialmente responsables de la emergencia climática, han retrasado colectivamente la acción nacional y global durante décadas y ya no pueden esconderse detrás de la cortina de humo de que los consumidores son las partes responsables”, dice Heede.
Heede asegura que dichas compañías eran conscientes de la amenaza del cambio climático derivado del uso de sus productos desde “finales de los años 50” pero que prefirieron “ignorarla deliberadamente”.
El objetivo de la investigación es empujar a las empresas más responsables de las emisiones de carbono a rendir cuentas y hacer que foco del debate público y político deje de estar centrado en la responsabilidad individual.